Animate a Manejar

APOYO A DISTANCIA

           El sistema de apoyo a distancia para animarse a manejar en la calle surgió por la necesidad de responder a la demanda de infinidad de personas que requieren nuestros servicios y, que por razones de distancia, no podemos llegar con nuestro acompañamiento a domicilio.

           La mayoría de quienes solicitan nuestros servicios han pasado por varias experiencias de aprendizaje (en general negativas), o por repetidos intentos fallidos de manejar en la calle. Es decir que, si llegaste hasta acá es porque todo lo anterior no funcionó. Obviamente, si lo anterior no funcionó, te preguntarás si en esta ocasión resultará.

La respuesta a esa pregunta no la tengo yo, sino que la tenés vos. Como suelo decir habitualmente, quienes hacemos “Animate a Manejar” no tenemos soluciones mágicas ni inmediatas para resolver el problema. Lo que hacemos es crear el encuadre necesario, brindarte herramientas, darte tips, consejos, sugerencias… pero las llaves para abrir las puertas que te llevarán a manejar en la calle, están en tu poder… son el deseo de manejar, la voluntad para soportar los momentos de ansiedad, la constancia para sostener el proceso en el tiempo y las frecuencias en tus salidas a manejar.

          Al igual que el acompañamiento que realizamos en forma presencial, el sistema a distancia tiene como requisitos que tengas registro vigente y disponer de un auto que puedas utilizar, no sólo durante nuestro acompañamiento virtual, sino también que sea el mismo auto que seguirás manejando sola/o, ya que el proceso no termina cuando finalizamos nuestra comunicación, sino que continúa por tu cuenta durante mucho tiempo más.

          El sistema de apoyo a distancia para animarse a manejar en la calle consta básicamente de la comunicación a través de correos electrónicos y de video llamadas (Skype o WhatsApp) entre un profesional psicólogo/a especializado en la temática y la persona que quiere superarlo (en adelante El Pasante). El pasante recibirá un correo electrónico semanal con indicaciones y tareas a realizar, algunas serán con el auto y otras serán responder preguntas  que servirán de guía al profesional. Habrá también una segunda instancia de comunicación, también semanal en día y horario a convenir, a través de un soporte de video comunicación, para trabajar sobre las tareas indicadas, las dificultades encontradas y los progresos realizados.

          El objetivo final del proceso es que comiences a utilizar tu auto en tus recorridos cotidianos y con una frecuencia de 3 veces por semana. La cantidad de tiempo que demandará llegar a ese objetivo es absolutamente personal y no se puede prever. Lo ideal es que sostengas el proceso hasta el objetivo, sin embargo, como la forma de pago es mensual, podés suspender en cualquier momento.   

Si querés comenzar sólo tenés que completar el siguiente formulario y recibirás el primer correo electrónico con el valor del servicio y las instrucciones para el pago. Completar el formulario no genera ningún compromiso entre ambas partes hasta que realices el pago correspondiente. ¡Éxitos!

SOLICITAR APOYO A DISTANCIA

Accederás a un cuestionario. Respóndelo lo más detalladamente posible. Y estarás a un paso de completar tu solicitud de APOYO A DISTANCIA.